Xenogears – La historia que me arruinó los JRPG

Uno de los géneros que más disfruté desde la época del Super Nintendo fue los JRPG, y eso fue gracias a Final Fantasy VI, que para muchos (incluyéndome), es el mejor de todos los JRPG de esa generación. Varios años después, en 1998, salió un juego en el PlayStation llamado Xenogears, creado por Square y publicado por Squaresoft en Norteamérica. Xenogears comenzó su desarrollo como Final Fantasy VII antes del lanzamiento del que conocemos con ese mismo título, sin embargo debido a la naturaleza de los temas tocados en el juego, tales como la filosofía, sexualidad, teología, canibalismo, esclavitud y religión, el juego tuvo que cambiar de nombre. Incluso se dice que fue un milagro que llegara a ser localizado en el occidente.

Xenogearslogo

Xenogears es, para mí, el mejor juego de rol japonés, incluso superior a otros que adoro como Final Fantasy VI, Chrono Trigger, Final Fantasy VII y quizá incluso que Xenosaga III. Eso no significa que Xenogears sea un título perfecto, al contrario, tiene varios defectos pequeños y uno monumental, lo cual es el hecho de que el título está a medias, un problema que vimos en una entrega reciente, Metal Gear Solid V: The Phantom Pain. La diferencia de este título es que en vez de recortar la historia y llenar el juego de niveles genéricos para tener más «contenido», Xenogears se enfocó en la historia, recortando el 70% o más de la jugabilidad del segundo disco, es decir, en una época en la que los juegos aún no eran hablados, la segunda mitad del juego se vuelve casi una novela de texto interactiva.

Humans

A pesar de mi amor por Xenogears, también le guardo un ligero rencor por varias razones. La primera es el hecho de que es tan solo una sombra de lo que podría haber sido si Square le hubiese dado un mejor presupuesto y más tiempo para terminar el juego como debió ser. La otra es que sé que jamás jugaré una secuela o precuela de esta historia tan sublime. Y la razón más grande, es que después de jugarlo, perdí el interés en los JRPG durante casi diez años. Y eso se debió a la complejidad y profundidad de la historia, una historia que estaba tan revuelta y contenía tanto folclor que simplemente creó demasiadas expectativas de mi para los demás JRPG’s, cualquier otro juego que vino después lo sentí superficial y vacío.

Esta es la razón de este texto, deseo escribir un poco sobre la mitología de Xenogears. No hablaré de los sucesos que se dan durante el juego, hablaré únicamente de la historia que tomó lugar antes de que comenzará este título. Sucesos que tomaron lugar décadas antes, no, cientos de años antes, no, miles de años antes de Xenogears…

«Resido en Zohar. Soy el principio y el final. El primero y el último.»

Al inicio del siglo XXI, la humanidad como la conocemos está llena de deseos por explorar el universo. En el año 2001, un objeto es descubierto en un estrato de casi 4 billones de años de antigüedad. Tras un profundo análisis, se llegó a la conclusión de que el objeto denominado MAM (materia anormal magnética), fue creado artificialmente y es más antiguo que la creación misma del universo. La polémica generada tras el anuncio de este objeto fue global e incluso para muchos era la prueba absoluta de la existencia de Dios.  Los científicos lo estudiaron por años y el objeto recibió el nombre del Zohar.

Zohar

Aproximadamente 500 años después, la humanidad llegó a la cúspide de la tecnología y por fin poseen los medios para abandonar la tierra decadente e ir hacia las estrellas en busca de nuevos hogares. Eso lleva al abandono total de la tierra que desde ese entonces fue conocida como la Jerusalén Perdida. La humanidad viajó durante casi tres siglos hasta llegar a un nuevo planeta y, tras colonizarlo, este es llamado Neo Jerusalén. A partir de ese momento, la humanidad se dedicó a expandirse a lo largo del universo por milenios. Su crecimiento espiritual se estancó a diferencia del científico, el cual se desarrolló mucho más allá del límite que habían alcanzado en la Jerusalén Perdida. Esas diferencias espirituales llevaron a las colonias a guerras interestelares.

En las ruinas de una de las naves que emigraron originalmente de la Jerusalén Perdida, el Zohar se es descubierto de nuevo. Ahora con la tecnología a un nivel muy superior al que se poseía cuando se descubrió este objeto por primera vez, los científicos comienzan a estudiarlo de nuevo. Los análisis revelaron que este objeto es una fuente de energía ilimitada pero sin embargo, debido a un accidente durante su activación, todo el planeta en el que se estaba estudiando es destruido, por lo que este incidente intensificó la guerra. El Zohar es recobrado de los escombros del planeta y se inicia el plan para crear una supercomputadora para controlar el Zohar. El sistema de control que es la supercomputadora biológica llamada Kadomony, es completada y, con el poder del Zohar, es incluso capaz de crear vida artificial inteligente. Para el beneficio de la guerra, los científicos crearon una computadora con vida propia capaz de usar el Zohar como fuente de energía llamada Deus, cuyo propósito es la invasión planetaria.

Con la primera activación de este sistema, el Zohar se salió de control e hizo contacto con la Existencia Ondular, una entidad divina de una dimensión más elevada a la nuestra y ésta quedó atrapada en el Zohar. Deus, al estar desatado, comienza a atacar colonias cercanas y tras la pérdida de millones de vidas, se logra detener y desmantelar el sistema Deus. Deus es enviado a otro planeta en una nave interestelar de refugiados de la colonia que desean encontrar un nuevo hogar. Durante el viaje, Deus despierta y comienza a apoderarse de los sistemas de la nave. Los refugiados intentan escapar, sin embargo, al controlar Deus todos los sistemas de la nave, destruye todas las cápsulas de escape. El sistema de la nave prepara la trayectoria hacia la Jerusalén Perdida pero el Capitán de la nave, quien al parecer es el único aún con vida, activó el sistema de autodestrucción, lo cual hace explotar a la nave cerca de un planeta carente de vida. Los restos de la nave cayeron en diferentes partes del planeta, pero Deus no recibió un daño fatal.

«Dios… algunos preferirían llamarme así. De cierta manera, no se equivocan al verme así. Pero al mismo tiempo, no lo soy. También… soy parte de ti.»

Antes del choque, un niño quien buscaba a su madre llega a las instalaciones donde se encuentra el Zohar. Este niño, llamado Abel, toca el Zohar y a consecuencia de eso se vuelve el Contacto; el Zohar ve en el interior del niño su necesidad por una madre y usa la computadora biológica Kadomony para crear una mujer para él. Esta es la Antitipo, también conocida como Elly para que ésta estuviese al lado del niño. El Zohar les dio poder a ambos con la esperanza de que algún día lo usasen para poder liberar a la Existencia Ondular de esta prisión y así, durante generaciones, Abel y Elly reencarnarían una y otra vez asegurándose de que siempre terminen juntos.

Tras el choque del Eldridge, la nave de los refugiados, Abel es el único sobreviviente. Deus, quien ha sido dañado, inicia su sistema de reparación usando la computadora Kadomony para crear a una mujer, la madre de la humanidad, Miang. Esta mujer creó al primer humano en este planeta, Caín, y también a los a 12 hombres quienes serían conocidos como el Ministro de Gazel. Este ministro, encabezado por Caín, guían a la humanidad que comienza a poblar esta nueva tierra. Miang, el sistema de autoreparación de Deus, tiene el objetivo de conseguir «partes» biológicas y mecánicas para usar en la reparación de Deus. Debido a que el origen de la humanidad de este planeta viene del Kadomony, toda mujer posee la habilidad genética, o más bien, la probabilidad de ser Miang. Tras morir la Miang actual, una nueva Miang despierta en el cuerpo de otra mujer al azar asegurando así siempre la existencia de este sistema de reparación de Deus.

Miang

Con el amanecer de la humanidad, Caín y el ministro controlan a la gente y los guían en el camino que ellos desean por el bien de Deus. Abel, quien es ahora un adulto acompañado de Elly, retan la ideología de Caín. Debido a esa transgresión, Caín asesina a Elly y también a Abel. Caín, al ser el primer hombre, siente cierta responsabilidad hacia la humanidad y tras asesinar a ambos, comienza a sentir cierta compasión por el hombre y logra superar su programación biológica original.

«Aún si me voy al infierno, viviré hasta el fin del mundo, y si el mundo no llega a su fin, lo destruiré con mis propias manos.»

Pasaron miles de años, en esos milenios Abel y Elly siempre reencarnaron para encontrase mutuamente y enamorarse. Casi 6000 años después del primer Abel, la humanidad ha alcanzado un nivel de civilización comparable con nuestra época moderna. La ciencia ha llegado a niveles muy altos, incluyendo la robótica, algo que lleva a la creación de los Gears, robots humanoides gigantes usados para toda clase de tareas, incluyendo la guerra. Caín y el ministro siguen controlando las riendas de la humanidad. Debido a que la humanidad no es más que partes para la reparación de Deus, Miang y el ministro saben que estos deben permanecer siempre ignorantes de su situación y sus avances tecnológicos nunca deben avanzar demasiado. Otro gran problema presentado en esta generación de humanos, es el daño genético. Una gran parte de los adultos son estériles por razones que no han logrado identificar, algo que ha hecho disminuir la procreación humana a niveles alarmantes. Miang manipula al gobierno de la nación más grande de esa era lo cual lleva a una guerra mundial.

Abel, el Contacto, quien en esta generación se llama Kim, conoce al Antitipo de esta era, Elly, y ambos terminan casándose. Kim es un científico que trabaja para el gobierno y cree tener la solución para salvar a la humanidad del daño genético. Desea usar la nanotecnología para reparar el daño genético que afecta a una gran parte de la población, incluyendo a su esposa Elly, quien tampoco puede tener hijos. Kim logra crear a una niña hecha con puras nanomáquinas y la llama Emeralda. Sin embargo, antes de que Kim y Elly logren despertarla y tener a la hija que siempre quisieron, el ejército llega. Elly es asesinada y Kim se encierra en el laboratorio con Emeralda. La guerra mundial escala alcanzando niveles nucleares llevando a la erradicación del 90% de toda la vida en la tierra.

Nuclear War

«Usar el poder o ser usado por el poder… ¿acaso no es eso un problema del corazón…? Si los humanos no usan el poder para el mal, eso puede ser bueno… Yo creo que tal poder puede ayudarnos.»

Con el nuevo amanecer de la humanidad, Caín y el ministro siguen controlando su desarrollo. Han pasado poco más de 9000 años desde que la vida comenzó a florecer en esta tierra y 4000 desde que esta nueva civilización inició su apogeo. Debido a que esta vez la humanidad ya no posee defectos genéticos y la tecnología aún no alcanza la de la civilización anterior, Caín y el Ministro deciden que la humanidad está lista para ser sacrificada para Deus. Sin embargo, Miang no está de acuerdo y considera que aún no está lista. Caín y el Ministro fundan Solaris, una ciudad flotante que posee tecnología mucho más avanzada que las demás naciones de la tierra. Los habitantes de Solaris se consideran a si mismos los Pastores, los iluminados, mientras que ven a los que viven en la superficie como las ovejas, para ser guiados por ellos.

En respuesta a eso, una nueva ciudad flotante es fundada llamada Shevat, los fundadores incluyen a sucesores de gente que sobrevivió la guerra nuclear y otros que han escapado de Solaris al ver lo que realmente era. Shevat crea una alianza con otras naciones de la tierra como el Imperio de Nimrod, la potencia mundial más grande después de Shevat, y Nisan, un país con su propia ideología religiosa. La alianza le declara la guerra a Solaris, ya que no están de acuerdo con la manipulación y acciones que este país lleva.Solaris

Antes del inicio de la guerra, nacen varias personas importantes en esta era. En Nimrod nace Krelian, quien a temprana edad se va a vivir a Nisan y descubre la investigación de la nanotecnología creada por Kim milenios atrás. Krelian se vuelve el comandante del ejército de Nisan. Abel, el Contacto, nace de nuevo en esta era como un pintor llamado Lacan y se enamora de Elly, el Antitipo de esta era quien es la Madre Santa de la secta de Nisan. También nacen los hermanos Rene y Roni Fatima quienes lucharían junto a los demás contra Solaris.

Juntos descubren que el Ministro ha comenzado la búsqueda de unos artefactos llamados las Reliquias de Ánima, que son capaces de alinearse con una persona y su Gear transformando su robot en un poderoso Omnigear, capaz de devastar una nación con un ataque. Sophia y Krelian logran encontrar Omnigears que ya han sido alineados. La guerra parece favorecer a la alianza debido a la posesión del Omnigear en manos de Sophia, quien se ha vuelto la inspiración de toda la alianza. Shevat le teme al poder que está obteniendo Sophia con la gente mientras que Solaris le teme a Miang, quien no está de acuerdo con los planes de Caín y el Ministro. Miang es entregada a Shevat quienes a cambio traicionan a Sophia durante la guerra, eso lleva a ésta a sacrificarse para devastar una poderosa arma, permitiendo así a sus amigos escapar de la masacre orquestada por la traición de Shevat. Krelian, quien también estaba enamorado de ella, pierde la razón al igual que Lacan.

Lacan habla con Miang, la cual se encuentra presa en Shevat. Esta mujer desea reiniciar a la humanidad de nuevo, y para ello, usa el dolor y la locura de Lacan para guiarlo hacia el Zohar. Al hacer contacto con el Zohar, una nueva personalidad despierta en su interior, conocida como Grahf, este contacto lleva a la muerte en si del verdadero Contacto. Grahf aún posee el deseo de Lacan, sin embargo, el nuevo Contacto ahora podrá renacer en otro lugar. El poder obtenido por el Zohar de Grahf es inmenso e incluso puede pasar su esencia a otro cuerpo cuando el actual muere o se marchita. Grahf encuentra las ruinas de la nave interestelar Eldridge y ahí descubre los Diabolos Corps, poderosas armas creados por Deus que son muy similares a los Gears. El poder de Grahf le permite manipular este ejército lo cual trae como consecuencia los Días del Colapso. Estas temibles maquinas erradican más del 98% de la humanidad, Shevat huye al cielo como otra ciudad flotante mientras que los 12 miembros del Ministro son asesinados por Grahf.

Por otro lado, Krelian, devastado, se da cuenta de que ningún dios de ninguna nación o religión existente sería tan cruel como para permitir la muerte de Sophia. Con el conocimiento obtenido de Kim, éste jura crear a un dios con sus propias manos. Krelian decide aliarse con Solaris para usar su tecnología avanzada y gracias a sus grandes conocimientos en nanotecnología, éste llega al puesto más alto dentro de este país, siendo así un aliado muy cercano al mismo Caín. Krelian logra salvar a 8 de los miembros del Ministro de Gazel pasando sus conciencias a una supercomputadora. Con la creciente apatía de Caín y la ausencia corporal del Ministro, Krelian llega a ser el líder no oficial de Solaris. Krelian usa la nanotecnología para hacer que la joven reina de Shevat y sus tres más grandes consejeros vivan para siempre como venganza por su transgresión para obligarlos a ver las atrocidades que están por venir.

Durante la guerra contra los Diabolos Corps, Rene y Roni logran encontrar unos Omnigears, los cuales usan para luchar contra estas poderosas maquinas. Rene muere protegiendo a su hermano y Roni finalmente logra destruir a los últimos Diabolos, obligando la retirada de Grahf y logrando así salvar al 1% restante de la humanidad. Las naciones que aún no han sido destruidas por completo comienzan a restaurarse, mientras que Roni Fatima funda el reino de Aveh. Con la destrucción del Imperio de Nimrod, otro Imperio es creado con el nombre de Kislev. Ambos países se vuelven grandes potencias en los siglos siguientes mientras que Nisan se vuelve poco más que un pequeño país religioso. Solaris apoya a Kislev usando el Ethos, una organización religiosa controlada por ellos mismos mientras que Aveh es apoyada por Gebler, un grupo militar también de Solaris. Ninguna de las dos naciones saben que Solaris está tras ellas lo cual lo permiten manipular a ambos países llevándolos a una guerra entre si mientras que no permiten a ningún país tener ventaja. Y así pasan 500 años donde la humanidad comienza a crecer lentamente en pequeños establecimientos mientras estas dos naciones llevan cinco siglos en guerra, Shevat permanece en los cielos al igual que Solaris y Nisan se mantiene pasiva.

Id

«¿Por qué tuvo que ser sacrificada? ¿Está muerto dios? ¿Acaso no está ahí? ¡Quizá nunca existió para empezar!.. Si dios no existe en nuestro mundo, entonces… ¡Crearé a dios con mis propias manos! Sophia… Por favor guíame. Destruiré toda pretensión falsa de amor por ti…»

Y así van más de 10,000 años de historia en solo este planeta, sin contar los miles que pasaron antes de que Deus chocara con la tierra. Toda esta historia no hace más que preparar el escenario para los acontecimientos que suceden dentro de la misma historia contada en Xenogears.

«Sí, destruiremos a dios. Ese es nuestro propósito. ¡Ese es nuestro destino!»

Como pueden ver, la historia de Xenogears es increíblemente compleja pero al mismo tiempo es muy superior a la gran mayoría de las contadas en otros JRPG’s. Si desean conocer el resto así como otros detalles de esta gran historia y la conclusión después de miles de años de conflictos, es momento de jugar Xenogears que está disponible en la PSN para el PS3 y PS Vita. Tan solo cuesta $9.99 y les aseguro que no jugarán algo con historia así de compleja en mucho tiempo.


Este escrito representa únicamente la opinión de su autor y no necesariamente la del equipo de Versus Media.

Deja un comentario